Los retos más importantes de los Recursos Humanos en los próximos cinco años

Los retos más importantes de los Recursos Humanos en los próximos cinco años

Los datos-y mi experiencia- indican que las personas no somos muy buenas prediciendo el futuro. En lugar de especular sobre posibles desafíos de los Recursos Humanos, me gustaría discutir sobre un desafío existente que, si desapareciera, representaría un avance significativo.

La naturaleza del reto

Si pensamos en la historia del mundo desde el final de la Edad de Hielo (hace 13.000 años), vamos a ver una mejora constante en la calidad de la vida humana. Los avances en la agricultura han hecho más abundante el alimento, la ropa es mucho más funcional, el transporte es más eficiente, la comunicación ha ampliado su alcance, ha mejorado la salud pública y la vida es mucho más fácil. Todo esto ha tenido un precio, por supuesto, principalmente en el entorno y otras especies obligadas a convivir con los seres humanos, pero la humanidad se ha transformado de una manera inimaginable hace 13.000 años.

¿Cómo podemos explicar esta mejora en nuestras condiciones de vida? Probablemente no es debido a la mejora de las prácticas de RRHH. Estos cambios son el resultado de constantes mejoras incrementales en la tecnología creada por gente inteligente y práctica a los que les gusta trabajar con cosas. El primer gran salto fue aprender a usar el fuego, lo que permitió que el hombre pudiera cocinar y consumir nuevos alimentos; aprendió a usar las piedras como herramientas de corte; hace 4 mil años, los habitantes del Mar Negro aprendieron a fundir oro — un proceso sorprendentemente complejo y tedioso-; los primeros ingenieros inventaron la rueda... Es fácil pensar que esta acumulación de conocimientos técnicos condujo al progreso humano.

Estas mejoras en la tecnología fueron culturales, no individuales. Grupos de artesanos compartieron técnicas y observaciones sobre sus logros. La propia cultura depende de ciertos supuestos: (1) el mundo externo es real; (2) la verdad depende de: (a) observaciones que se pueden repetir (este tipo de madera se quema rápidamente, qué tipo quema lentamente); o (b) lo que otros observadores dicen que han visto. El progreso también depende de la seguridad de que el mundo es real y no algo que inventamos para divertirnos.

Durante los últimos 50 años, ha cambiado la definición de verdad en la cultura popular. Hay tres razones para este cambio. En primer lugar, a raíz del trabajo de Michel Foucault (1926-1984), muchas personas comenzaron a discutir que lo que las autoridades afirman como conocimiento científico es político y sirve a los intereses de poderosos intereses económicos (por ejemplo, el cambio climático es una patraña políticamente inspirada). En segundo lugar, la sociedad se convierte en más contenciosa: la gente cada vez  piensa más como abogados y para abogados, no existe ninguna verdad objetiva, solo hay historias más o menos convincentes para contar. En tercer lugar, como la política se entromete cada vez más en la vida diaria, las personas creen que el mundo se compone de "realidades alternativas" y somos libres de elegir aquellas que mejor se adapten a nuestros propósitos.

Así que lo que vemos en gran escala es el relativismo radical, donde la verdad depende de la perspectiva y la agenda. Si se toma en serio, esto nos llevará hasta el final del progreso científico. Pero ¿qué tiene que ver con el futuro de los Recursos Humanos? Estas tendencias ponen en cuestión "hechos importantes" de los que dependen los procesos productivos de recursos humanos.

En primer lugar, la naturaleza humana está enraizada en la biología, y cambia muy lentamente. Específicamente, esto significa que la motivación humana cambia también muy lentamente. Como el liderazgo consiste en ocuparse de los motivos humanos, esto significa que, a su vez, los principios del liderazgo cambian muy lentamente; por ejemplo, lo que sabía Napoleón sigue siendo válido hoy. A menos que, por supuesto, el conocimiento sea una ideología inspirada en la política.

En segundo lugar, mucho de lo que hacen los RRHH concierne a la identificación del talento. En su base, la identificación de talento es un caso especial de selección de personal. Hay una manera correcta y muchas maneras erróneas de identificar el talento. La más popular y la peor desde una perspectiva empírica es el juicio humano basado en entrevistas. El método más defendible desde una perspectiva legal y moral es una bien validada evaluación psicológica, un proceso cuyos principios han permanecido sin cambios durante 100 años. En mi opinión, el gran reto para los Recursos Humanos en los próximos cinco años consiste en recordar las lecciones aprendidas en el pasado. En la medida que busquemos métodos de evaluación no validados y olvidemos las lecciones del pasado, sufrirá la verdadera meritocracia y la política interna manejará la identificación de talento.

Tomás Chamorro-Premuzic en Madrid
Cuando los líderes son contratados por su talento ...
Top
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Cerrar